Fabricante de Equipamiento Original

Gran parte de los componentes de ordenadores y software llegan al mercado de dos formas: en base a la venta al por menor, el principal canal por los consumidores, y a través de los fabricantes de equipamiento original.

El coste del canal minorista

El canal minorista se ocupa de afinar el resultado final del producto en su venta al por menor, facilitando un empaquetado y presentación adecuados con un coste que abonará el cliente final. Por su parte, el canal de distribución de productos OEM se dirige principalmente a constructores e integradores de sistemas, con marcas tan reconocidas como Dell o HP pero también marcas desconocidas especializadas en la fabricación para terceros. A menudo los materiales para otras marcas se producen al por mayor, en precios mucho más bajos que los que se pueden encontrar en el canal de distribución al público. Generalmente, los productos procedentes de fabricantes de equipamiento original tienen un nivel de calidad muy similar al de los productos de venta al por menor.

Sin embargo, se pueden dar variaciones en la garantía del fabricante, que suele ser más corta o inexistente. Otra de las desventajas de este tipo de productos es la frecuente falta de materiales de apoyo, como manuales o “drivers” en el caso de las impresoras y cartuchos de tinta. Sin embargo, cada vez más estos manuales están disponibles para descarga.

Minoristas especializados en un fabricante de equipamiento original

Uno de los sectores en mayor desarrollo últimamente es la venta directamente del fabricante. La popularización de internet ha permitido la creación de tiendas en línea que pueden ahorrarse los costes de una red física de distribución y facilitan directamente los productos de un fabricante de equipamiento original. Esta práctica permite a los clientes beneficiarse de una reducción considerable del coste de los intermediarios. Las diferencias entre el producto de marca y el que es fabricado siguiendo las mismas directrices por terceros pueden ser sutiles o más que evidentes, pero conviene prestar especial atención a determinados aspectos. La garantía es uno de los más importantes. Muchos tipos de componentes de hardware de un fabricante de equipamiento original incluyen la misma garantía que los que se adquieren por comercio minorista. Sin embargo, existen excepciones en determinados productos como los discos duros. En el caso del software, hay que recordar que, muy a menudo, la versión vendida al por menor viene con programas incluidos y diferentes aplicaciones, mientras que la versión del fabricante de equipamiento original, no.

Esta diferencia se nota especialmente en productos como tarjetas de vídeo y de audio. Los manuales de ayuda son otro de los aspectos cambiantes entre ambos casos. Un manual impreso para una versión de fabricante puede estar limitado a uno por caja de envío. Sin embargo, la gran mayoría de información relevante se puede consultar en el sitio web de la marca detrás de la fabricación. Es conveniente prestar atención a este aspecto, ya que algunas marcas se desvinculan del soporte técnico de los productos que venden pero que son manufacturados por un fabricante de equipamiento original.